2018: La disputa por el GCDMX / Héctor Moctezuma de León

2018: La disputa por el GCDMX

Héctor Moctezuma de León

Después de la elección presidencial del próximo año, la disputa por el Gobierno de la Ciudad de México será el gran platillo electoral para los ciudadanos que habitan en la sede de los poderes nacionales.

En la Ciudad de México, antes Distrito Federal, el PRD gobierno desde hace 20 años cuando Cuauhtémoc Cárdenas le ganó a Alfredo del Mazo González la primera elección directa en la capital del país. A Cárdenas le siguió Andrés Manuel López Obrador, luego llegó Marcelo Ebrard y finalmente Miguel Ángel Mancera quien compitió como candidato externo, toda vez que no está afiliado a ese partido.

El crecimiento en la gran urbe del partido Morena de Andrés Manuel López Obrador pone en peligro de permanencia en el GCDMX del partido del sol azteca. Los vientos de la alternancia soplan por el viejo Palacio del Ayuntamiento, localizado frente al zócalo capitalino.

De acuerdo con las encuestas publicadas hasta ahora, el PRD no le haría ni cosquillas a Morena que perfila como su candidata a la actual delegada en Tlalpán, Claudia Sheimbaun, quien le ganó la partida al también delegado, en Cuauhtémoc, Ricardo Monreal, mediante una encuesta muy cuestionada, dentro y fuera de ese partido.

Los perredistas, integrados en el recientemente creado Frente Ciudadano por México, en el que participan el PAN y el Movimiento Ciudadano sólo tienen posibilidades presentando un candidato común que represente a esa alianza de partidos, el abanderado podría ser Ricardo Monreal una vez que decida su salida de Morena y, con menos posibilidades la actual dirigente nacional, Alejandra Barrales.

El PRI y sus partidos satélites no tienen ninguna posibilidad, mucho menos con la desastrosa gestión al frente del comité directivo regional de Mariana Moguel Robles, hija de la cuestionada secretaria de Desarrollo Urbano y Territorial, Rosario Robles. En la capital del país es tricolor es una caricatura de partido políticos.

Morena por su parte, tendrá que sortear los efectos que provoque la salida de Ricardo Monreal, un hombre clave en el desarrollo de ese partido, que ya ganó una elección, la gubernatura de Zacatecas, cuando abandonó al PRI para competir bajo las siglas del PRD.

Monreal es un animal político, fajador dirían en los medios boxísticos, que tendría posibilidades de derrotar a Sheinbaum como candidato del Frente, pero todo depende del acuerdo a que lleguen los dirigentes de los tres partidos que integran la alianza, porque una de sus promotoras la dirigente perredista, Barrales, también aspira a la candidatura.

De lo que no hay duda es que panistas y el partido propiedad de Dante Delgado cederán la plaza a los perredistas porque ellos, ni tienen candidato, y mucho menos una plataforma para lanzar a un aspirante que tenga éxito.

La disputa por el Gobierno de la Ciudad México será entre dos, Morena y el Frente, no hay más, y una elección cerrada la protagonizarían, la delegada Sheinbaum y el delegado Monreal.

Un elemento adicional en la disputa por la capital del país, es que el ganador de la elección se convertirá en un potencial candidato para las presidenciales del 2024.

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto